Cómo seleccionar el mejor mazo de Tarot

Existe una gran variedad de barajas de Tarot. Desde los que son reproducciones de los tarots históricos (como el de Marsella), los que homenajean alguna cultura (el Egipcio), algunos dedicados a las hadas o el folklore, y existe incluso un hermoso mazo pintado por Dali. ¿Cuál es el mejor Tarot?

Parte del Despertar Espiritual es aprender a usar y confiar en nuestra intuición – ese “saber” que no podemos explicar, porque no viene de la lógica, sino más bien de esa intuición que podemos obtener sin esfuerzo real. Y una de las mejores maneras de aprender sobre esa intuición es usando las cartas para la práctica de la adivinación.

Seleccionar el mejor mazo de Tarot

En nuestra sección de Cartas del Oráculo, hablo de los mazos de adivinación en mi kit de herramientas, explicando cómo son muy diferentes de los mazos de Tarot estándar. Pero aquí quiero hablar de cómo elegir el mazo de Tarot correcto, donde otros factores entran en juego, porque hay “reglas fijas” para la forma en que se diseñan y construyen los mazos de Tarot.

En realidad, se trata de una decisión absolutamente personal. La respuesta a esa pregunta es muy sencilla: el que te hable, en el que te veas reflejado, aquel cuyos símbolos te veas reflejado.

¿Porqué? El Tarot es un instrumento mediante el cual el tarotista potencia su capacidad de empatia, de percibir las impresiones del consultante. Como tal, sólo el tarotista sabe cuál es la mejor herramienta para desarrollar sus oficio y cumplir con su deber.

Un buen tarotista podría leer el Tarot usando hojas en blanco. No importa el precio ni el aspecto de nuestro mazo. Sea el Tarot de los Gatos, el de Francia o el Maya: lo importante es desarrollar nuestra capacidad de descifrar al consultante, y encontrar sus vinculos con el pasado y el futuro.